Los ATN deben ser distribuidos equitativamente a todos los municipios y comunas   

NOTICIAS 15 de abril de 2020 Por Prensa Dip. Pablo Pinotti
Coronavirus. ATN Son alrededor de $5100 millones que entrega Nación a la Provincia. Pinotti busca que se distribuyan teniendo en cuenta los criterios establecidos por la coparticipación: “la realidad de las arcas de los municipios y comunas se encuentra seriamente afectada” resaltó el diputado
pablo pinotti recinto

EL PROYECTO

El diputado provincial Pablo Pinotti elaboró un proyecto a través del cual solicitó al Poder Ejecutivo de Santa Fe que, en el marco del Programa para la Emergencia Financiera Provincial, distribuya “a Municipios y Comunas de la provincia un porcentaje igual al coparticipado según régimen provincial de coparticipación (13,4372%) de los fondos correspondientes a ATN enviados por Nación, respetando en su distribución a cada una de las localidades las proporciones establecidas en dicho régimen”.

En el caso de que la provincia gestione un préstamo a través del Fondo Fiduciario para el Desarrollo Provincial, solicitó también que se contemple “distribuir fondos a municipios y comunas que permitan compensar las pérdidas de recursos propios de los mismos en el marco del aislamiento social, preventivo y obligatorio”

 

LOS FONDOS

Como es de público conocimiento, el 11 de marzo la Organización Mundial de la Salud (OMS), declaró el brote del nuevo coronavirus como una pandemia. Consecuentemente, en Argentina, el 19 del mismo mes, el Poder Ejecutivo Nacional (PEN) decretó a fin de proteger la salud pública, la medida de “aislamiento social, preventivo y obligatorio”. Este aislamiento, si bien constituye una medida prioritaria e indiscutible de salud pública, ha significado la paralización de gran parte de la economía afectando el consumo, la producción, la prestación de servicios y la actividad comercial, con la consecuente disminución de la recaudación tributaria en todos los niveles del Estado.

Esta situación repercute en las arcas provinciales que, en momentos de crisis sanitaria y social, se ven en la necesidad de atender mayores demandas de gastos en un contexto de caída de la recaudación de tributos nacionales y provinciales. Pero también, la situación recae sobre los municipios y comunas que, con niveles más bajos aún de recaudación y una coparticipación aún más debilitada, se encuentran desarrollando operativos coordinados con el gobierno provincial de control sanitario, erigiendo centros de aislamiento social, desarrollando acciones de control de precios, entre otros.

Con esta situación, Nación determinó incrementar las transferencias a Provincias correspondientes al Fondo de Aportes del Tesoro Nacional, financiado con recursos remanentes de ejercicios anteriores. Ello derivó en que finalmente el 8 de abril, el presidente de la Nación firmara el decreto 352/2020 por el cual se crea el PROGRAMA PARA LA EMERGENCIA FINANCIERA PROVINCIAL. Este plan tiene por objetivo asistir “financieramente a las provincias, mediante la asignación de recursos provenientes del Fondo de Aportes del Tesoro Nacional (ATN)” y otros que se prevean para el otorgamiento de préstamos canalizados a través del FONDO FIDUCIARIO PARA EL DESARROLLO PROVINCIAL”. El monto asignado: $120 mil millones, con el objetivo de sostener el normal funcionamiento de las finanzas provinciales y cubrir las necesidades ocasionadas por la epidemia de COVID-19”. De ese monto, la mitad corresponde a fondos de ATN que administra el Ministerio del Interior a los fines de compensar a las provincias por las pérdidas de coparticipación en el marco de la pandemia; y los otros $60 mil millones son puestos a disposición de las provincias mediante préstamos otorgados por el Fondo Fiduciario para el Desarrollo Provincia. Según el criterio de distribución, a Santa Fe le corresponde alrededor de $ 5.100 millones en tres cuotas de $1.700 millones que se desembolsarían en meses sucesivos. Al momento, el ejecutivo provincial no ha dispuesto medidas de redistribución de los fondos recibidos en concepto de ATN a Municipios y Comunas. No obstante ello, siendo el objetivo último del PEN asegurar la atención de las necesidades ocasionadas por la epidemia de COVID-19, y contemplando las serias dificultades de económicas que se encuentran atravesando los gobiernos locales en el marco de la pandemia, es necesario que el gobierno provincial tome medidas necesarias para la redistribución de los fondos” fundamentó Pinotti

“La realidad de las arcas de los municipios y comunas se encuentra seriamente afectados principalmente por 3 motivos: la pérdida de recursos provenientes de la coparticipación provincial (que en parte se nutre de la federal), la disminución alarmante de la recaudación propia y, paralelamente, se dio un incremento de gastos derivados de la atención de la emergencia por COVID19” resaltó Pinotti. Si bien este último punto se encuentra contemplado en la Ley Provincial N°13.978 que autoriza al gobierno provincial a suscribir préstamos para atención de la pandemia por COVID-19 y, así afectar $3 mil millones para financiar el Programa Atención a Gobierno Locales, no así los dos primeros que es menester compensar.

Días atrás, el propio Secretario de Integración y Fortalecimiento Institucional de la Provincia manifestó a medios de prensa que los fondos coparticipables a municipios y comunas bajaron en directa proporción a la recaudación, sosteniendo que todos prevén la dificultad de cómo afrontar el pago de los sueldos de abril en los primeros días de mayo.

“Ello implicaría que en los momentos en que se espera el pico de casos de personas infectadas por coronavirus de acuerdo a los especialistas, el primer nivel de atención social y sanitaria se vería gravemente afectado. Asimismo, desde la Federación de Sindicatos de Trabajadores Municipales (Festram), manifestaron que alrededor de 45 municipios y comunas no pudieron cumplir con el pago de salarios en tiempo y forma”.

Pablo Pinotti